TARSA 25 años

ActualidadCrónica de un Fam Trip exitoso

Crónica de un Fam Trip exitoso

A finales de año, desde OPC Madrid nos llegó a Tarsa la invitación para participar en el I Fam Trip que organizaban con la ayuda del Convention Bureau de Madrid. Una extraordinaria oportunidad para conocer los diferentes lugares donde realizar congresos y eventos en la capital y alrededores. Además, de la mejor manera posible, visitandolos, degustando sus especialidades y disfrutando de maravillosos espacios donde alojarse.

Este Fam Trip se desarrolló del 10 al 12 de enero de 2024. Justo después de las vacaciones de Navidad. Estas fechas, que habitualmente parecen anodinas después del movimiento festivo, en esta ocasión se han convertido en unos deliciosos días de convivencia con colegas organizadores de congresos.

Comienza el viaje

El miércoles 10 de enero hice el trayecto Elche – Madrid en tren. Un viaje rápido y cómodo. En el tren me encontré con una compañera del sector. Ambas coincidimos en que este Fam Trip tenía muy buena pinta y que seguro que nos servirá de ayuda en nuestro trabajo.

A nuestra llegada a Madrid – Chamartín nos estaban esperando para trasladarnos a nuestra primera parada: el Hotel Marriot Auditorium. En él nos recibieron muy amablemente y nos fuimos encontrando con el resto del grupo, unas 18 personas.

El gran puchero madrileño

Primer acontecimiento culinario. Si estábamos en Madrid, ¿con qué nos iban a deleitar? Con un gran puchero madrileño. Exquisito. Pero tan abundante que por mucho que comíamos la cantidad del plato no disminuía. Apuramos al máximo e incluso dejamos un hueco para el postre, ‘Increíble flan’. Ese era su nombre y bien que hacía honor a él. Aunque no soy mucho de flanes, este cayó completamente.

Tras la comida pasamos a ver las instalaciones. ¡Yo quiero hacer congresos aquí!

Amplitud de espacios, diversidad de salas, 100.000 posibilidades para organizar congresos y eventos. Y todo ello de la mano del magnífico personal del HMA que nos acompañó y mostró su ‘casa’.

Dos maravillosos espacios para celebrar eventos

Y de ahí a dos paraísos: complejo Los Negralejos y El Olivar. Los Negralejos es un extenso terreno que data del siglo XVIII cuando empezó como explotación agrícola. La familia propietaria del mismo lo regenta desde entonces y ha ido transformándose según las necesidades.

En estos momentos es, quizás, la finca más amplia donde celebrar eventos, no solo al aire libre, cuyos jardines son grandiosos, sino también a cubierto. Con lo cual el plan B está resuelto sin sobrecoste, una gran ventaja para los organizadores de congresos y eventos. Además, tiene capacidad para albergar hasta cinco eventos diferentes sin llegar a encontrarse, pudiendo reunir hasta unas 5.000 personas. Con servicio de catering propio abre este año la posibilidad de trabajar con otros caterings que cumplan los estrictos requisitos de calidad exigidos. El encanto, tanto de las edificaciones como de los jardines, es incuestionable, gran amabilidad y trato exquisito por parte de los gestores.

Sorprendente equipación y trato cercano

El Olivar es otro espacio que nos provocó la sensación del “corazón partio” una vez visitado el anterior. Si tuviera que elegir, ¿con cuál me quedaría? Cada uno es diferente, un estilo más clásico el primero y uno más actual el segundo, sobre todo en sus instalaciones cubiertas. El Olivar sorprende por la excelente equipación de sus salas y el trato cercano y amigable de sus gestores. Aquí pudimos disfrutar de una merienda que, aunque sin hambre – ya sabíamos que, en este viaje de familia, la comida iba a ser una experiencia a tener muy en cuenta – disfrutamos al máximo por su buena presentación y la combinación de sabores.

Los jardines, espectaculares, junto con las zonas de interior ofrecen la posibilidad de albergar diversos eventos hasta llegar a los 4 o 5 de forma paralela. El límite de personas atendidas en una misma jornada es de 5.000. Para los que somos curiosos y hasta frikis, diría yo, de ver cómo se organizan en las cocinas, pudimos realizar una visita a las mismas. ¡Asombrosas! Todo limpísimo, tecnificado y organizado para dar el mejor servicio de catering.

Y, al más puro estilo Natcher de la década 2000-2010, otra vez sentimos la sensación de ansiedad en el cuerpo. ¡Yo quiero hacer congresos aquí!

 

La cultura del detalle en el Fam Trip

Dejamos atrás esta finca y llegamos a Alcalá de Henares, Patrimonio de la Humanidad y cuna de la literatura universal. Lugar de nacimiento de nuestro máximo exponente literario universal, Miguel de Cervantes Saavedra. Estuvimos alojados en el Parador. Todos los adjetivos positivos son pocos para describir este espacio en el que la historia pasada y actual conviven de forma magnífica, creando un espacio acogedor al máximo. Su diseño, premiado en certámenes de arquitectura, asombra y deleita. Las habitaciones amplias y cómodas de diseño actual armonizan con la historia que encierra en sus paredes.

Previamente a la cena que tuvo lugar en el Parador, nos brindaron la oportunidad de realizar una visita guiada por la ciudad. Aunque llovía, no fue impedimento para disfrutar de la noche complutense. Una ciudad en la que se respira historia a cada paso. Con multitud de lugares con encanto para la celebración de eventos y congresos. Aquí también quiero volver con un congreso bajo el brazo, o de turismo, pero volver.

Tras esta deliciosa visita, aunque no llegamos a probar la costrada (postre típico de Alcalá), llegamos de nuevo al Parador donde nos esperaba una suculenta cena. El lingote de cochinillo nos dejó a todos maravillados. Por supuesto, el postre…, ¡sorpresa! por fin pudimos degustar la famosa costrada, un dulce realizado con fino hojaldre y capas de crema pastelera y nata. ¡Irresistible!

El primer día había dado bastante de sí. Este Fam Trip estaba resultando ser un éxito en todos los sentidos. Tocaba descansar y prepararse para la segunda jornada.

Una intensa segunda jornada

El jueves 11 de enero desayunamos en el Parador de Alcalá de Henares, por supuesto, churros. Después de coger fuerzas para la jornada realizamos una visita guiada a las instalaciones. El Parador nos ofrece grandes posibilidades para la celebración de congresos. Diversas salas de diferentes capacidades unidas a la oferta gastronómica hacen de este lugar un espacio MICE muy destacable. Sin olvidar la parte de ocio y bienestar, protagonizado por un asombroso spa bajo las antiguas bóvedas del edificio. De Alcalá de Henares nos pusimos rumbo a Madrid. El Espacio Ventas nos esperaba.

Fam Trip como herramienta de promoción de destino

Espacio Ventas reúne las características que se busca en ciertos congresos: buena ubicación y salas polivalentes para dar solución a diferentes situaciones: congresos, presentación de productos, eventos corporativos…

Aquí disfrutamos de un tentempié antes de dar paso al Innovation Lab Day de OPC Madrid. Hasta 10 empresas presentaron sus innovaciones en el terreno tecnológico y experiencial aplicado a eventos y congresos. Fue muy interesante. La ganadora fue Win2Win con el simulador de experiencias aeronáuticas.

Nuestra siguiente parada, NuBel, el asombroso restaurante del Centro de Arte Reina Sofía. Una comida exquisita en un marco más exquisito. De ahí el arte nos esperaba. Una visita guiada por las obras más destacadas de este espectacular Museo. Tras la visita nos dirigimos al Hotel Santo Domingo donde nos alojamos y donde se celebraría la cena anual de los Premios OPC Madrid. Antes dimos un paseo por las cercanías visitando lugares tradicionales como la Plaza Mayor y calles adyacentes.

Cuando llegamos al Hotel Santo Domingo nos recibieron amablemente y una vez registrados, subimos a las habitaciones. A las 20.30 horas se celebraba el cóctel y posteriormente la cena y entrega de premios y nos asignaron una mesa. Nadie del Fam Trip coincidió en la misma mesa. La mía estaba formada por personas que trabajaban en hoteles, las representantes de Los Negralejos y el cofundador de BMotion. Fue una cena agradable y rica, aunque con el cóctel ya habíamos saciado bastante el poco hambre que teníamos, aunque ya sabemos, todo fue ponerse.

A la cena acudieron las autoridades municipales y autonómicas. Y para cerrar, una actuación del Mago Karim, que nos dejó asombrados con el juego final de cartas. Aunque el premio a la Innovación se lo llevó Win2Win, los verdaderos triunfadores de la noche fueron AV Medios. Con su MAIGIC Mirror nos lo pasamos en grande jugando con la inteligencia artificial creando personajes. Tanto en el cóctel como al finalizar los del Fam Trip monopolizamos el aparatito.

Un impresionante último día

Llegó el viernes 12 de enero y final del trayecto. Tras salir del Hotel Santo Domingo fuimos a desayunar al Hotel RIU Plaza de España. Desde la planta 27 tuvimos Madrid a nuestros pies. Las vistas impresionantes nos impactaron a todos. Por supuesto, aquí también quiero hacer congresos, yo seguía en modo ansiedad total. Aquí llegó mi final de trayecto y me despedí de los compañeros con pena después de la estupenda experiencia.

Gestión de tiempos

Mi enhorabuena a OPC Madrid que ha gestionado el tiempo de forma magnífica. Se cumplió al 100% con los horarios. Importante el tiempo y su buena gestión en congresos y eventos.

Calidad del equipo humano

 Al llegar el primer día sentí cierta incertidumbre. Una sensación que manifestamos todos, ya que no nos conocíamos casi nadie. Sin embargo, ha sido una maravilla ver cómo dos días después formábamos realmente la familia OPC, haciendo honor al Fam Trip. Todas y cada una de las personas que integraban este viaje destacaron por su amabilidad y calidad como personas. No había competencia, sino voluntad de ayuda. Esperemos que perdure en el tiempo.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Vivimos volcados hacia el cliente. Somos sus aliados para optimizar la calidad, la cantidad y la eficacia de sus mensajes.